Quiromancia, cómo leer los montes de la mano

montesLa quiromancia sirve para determinar la personalidad, el carácter y el futuro de la persona mediante el análisis de las manos. Es mucho más personal que la lectura del tarot o de las runas y más variable que la carta astral. Puede descubrirte detalles de tu personalidad y carácter que a otras mancias les costaría detectar. Para aprender a interpretar las manos deben analizarse las características generales de las manos, de los dedos, las líneas de la mano y los montes.

En entradas anteriores ya analicé cómo se leen las manos teniendo en cuenta la forma de los dedos, las características de las manos y las líneas más importantes. Hoy quiero explicaros qué son los montes de la mano, su importancia y la información que puede proporcionar acerca del presente y el futuro. Los montes de la mano dan información sobre el carácter de cada uno. Cada monte representa una reserva de energía. Por su forma y construcción advierte de los puntos fuertes y débiles de una persona. Cada  monte es paisaje en donde cada montaña representa un aspecto del carácter.

Los montes de la mano reciben el nombre de planetas del sistema solar dependiendo de las características que en ellos se puedan leer.  Su nombre se asocia con la influencia de cada planeta sobre el carácter humano. Los montes evolucionan a lo largo de la vida igual que evoluciona y se reorienta el carácter de cada uno con la edad. Por ello puedes ver que durante toda la vida los montes se equilibran, aumentan o disminuyen de tamaño, etc.

Cómo leer los montes de la mano

Si quieres leer correctamente los montes de la mano póntela a la altura de los ojos e imagina un paisaje de colinas. Cada colina representa a uno de los montes. Fíjate en la que sobresale más, ese será el monte dominante y te hablará del rasgo predominante en el carácter del propietario de la mano. El monte menos prominente te hablará de lo que carece la personalidad del dueño de la mano.

Un monte puede ser prominente, normal o estar hundido. Cada una de estas características revela una incidencia distinta del monte en el carácter de la persona. Si es muy prominente, la influencia del planeta del que recibe el nombre será muy marcada en la persona. Las cualidades que otorgue ese planeta aumentan considerablemente por lo que pueden convertirse en vicios.  Los montes son prominentes cuando son fáciles de pellizcar. Cuando es normal la influencia astral será favorable y más o menos armónica. Por el contrario, cuando el monte aparece hundido o deprimido habla de facetas muy negativas.

El monte de Marte

Pese a que recibe ese nombre, no existe solo un monte de Marte sino dos y una llanura. El primero se encuentra debajo del Monte de Júpiter. Es decir, debajo de los dedos índice y pulgar. El segundo, debajo del Monte de Mercurio, que está debajo del meñique. Entre estos dos montes se encuentra la llanura de Marte que abarca todo el eje central de la palma de mano.montes

Dependiendo de la prominencia del monte o montes de Marte conocerás la capacidad de entrega y sacrificio de una persona. También te hablará de su crueldad y su ira. Las manos en que los montes de Marte son lo más destacado suelen ser de personas que usan la fuerza manual como carniceros, soldados, cirujanos, etc.

Si el monte no está ni muy elevado ni muy hundido la persona a la que pertenece esa mano es de carácter fuerte, con una energía muy alta y muy resistente a las adversidades. Suelen ser muy sinceras y capaces de controlar sus impulsos. Cuando el monte está hundido habla de personas muy dramáticas, que reaccionan exageradamente a las situaciones que no les gustan. Son crueles, violentas y cobardes. Las personas a las que les encanta el riesgo y que no tienen miedo de nada suelen tener el monte de Marte elevado. A veces, sufren reacciones iracundas que les llevan a  ser crueles y les inclina hacia el crimen. También son personas que tienen problemas en el aparato respiratorio.

El monte de Venus

Este es un monte muy fácil de distinguir porque está en la base del pulgar. Queda delimitado por la línea de la vida, que nace entre el pulgar y el índice y puede llegar a prolongarse hasta la muñeca. Este monte representa la energía de los órganos genitales. Cuando está  hundido habla de una persona poco impulsiva en el amor. Todo lo piensa primero con el cerebro y después con el corazón. Suelen ser egoístas y un poco interesados. Si es normal te hallas ante una persona con una energía física y sexual muy desarrollada. Es apasionada y visceral. Disfruta mucho con sus relaciones sexuales y se preocupa de que su pareja también lo haga.

A veces, el monte de Venus puede estar más abultado en la parte más alta, justo donde nace la línea de la vida. Es decir que es un monte prominente. En ese caso la persona poseedora de ese monte tiene mucha energía emocional, es muy creativa y con un alto sentido de la estética. Lo que a menudo es una ventaja pero en otras muchas es un inconveniente pues se deja llevar por los sentimientos y no razona sobre lo que hace.

montesEl monte de Júpiter

Este abultamiento de la mano se encuentra por encima del monte de Marte, en la base del dedo índice. Está relacionado con la energía del hígado porque de allí surgen las energías de todo el cuerpo. Sirve para medir la ambición, el orgullo, la impetuosidad y la paciencia de una persona. También habla de su inclinación a la superstición.

Cuando está bien formado y delimitado, es decir, que es normal, el monte de Júpiter muestra una persona poderosa con cualidades de liderazgo, autoridad y una gran capacidad de organización. Personas que disfrutarán de una vida próspera siempre que sean respetuosos y mantengan la calma en las dificultades. Tienden a la reflexión y a la espiritualidad. De personalidad atrayente, son expertos en mantener a un equipo motivado y orientado a la meta.

Si es un monte prominente representa a una persona muy ambiciosa que hace cualquier cosa para conseguir sus objetivos. Deseosa de recibir halagos y honores puede llegar a ser tiránico y autoritario. Además son supersticiosos y superficiales.

Las personas que tienen este monte poco desarrollado, es decir, si lo tienen hundido,  son obstinadas y poco receptivas. Además son egoístas y con mucho amor propio. Son perezosas y muy poco espirituales.  Hasta aquí el resumen hoy de las características de los montes de la mano, no te pierdas el próximo post con el resto de montes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *